Kenneth Rogoff

Kenneth RogoffSon los bancos centrales de los mercados emergentes con sobrepeso en dólares y el bajo peso en oro? Dada una desaceleración económica mundial, en el que los mercados emergentes son probablemente muy agradecido por cualquier reserva que retienen, esto puede parecer una pregunta inoportuna. Pero hay un buen caso que se hizo que un cambio en los mercados emergentes hacia el oro acumulación ayudaría a la función del sistema financiero internacional más suavemente y beneficiar a todos.

Para que quede claro, no estoy del lado de los que – por lo general estadounidense chiflados extrema derecha – que están a favor de un retorno al patrón oro, en la que los países fijan el valor de sus monedas en términos de oro. Después de todo, la última reina del patrón oro terminó desastrosamente en los años 1930, y no hay razón para creer que un retorno a ella saldría de forma diferente.

No, sólo estoy proponiendo que los mercados emergentes desplazar una parte significativa de los billones de dólares en reservas de divisas que ahora ocupan (solo China tiene reservas oficiales de $ 3.3 billones de dólares) en oro. Incluso cambiando, por ejemplo, hasta un 10% de sus reservas en oro no los traería a cualquier lugar cerca de los muchos países ricos que contienen 60-70% de sus reservas oficiales (la verdad más pequeños) en oro.

Desde hace algún tiempo, los países ricos han argumentado que es en interés colectivo de todos para desmonetizaría oro. Claro, tenemos una gran cantidad de oro, dicen estos países, pero que es un vestigio de la norma de oro pre-Segunda Guerra Mundial, cuando los bancos centrales necesitan una reserva.

De hecho, ya en 1999, los bancos centrales europeos, ya no hay razón para seguir aguantando tanto oro, entraron en un pacto para empezar a reducir sus existencias de una manera ordenada. Las ventas tenían sentido en el momento de la mayor parte de los países participantes: El respaldo real de su deuda era el alcance fiscal de sus gobiernos, sus altos niveles de desarrollo institucional, y su relativa estabilidad política. El pacto de 1999 se ha revisado periódicamente, aunque desde la última edición, en 2014, la mayoría de los países ricos han tenido una larga pausa, todavía les deja con muy altas reservas de oro.

Los mercados emergentes han seguido siendo los compradores de oro, pero a un ritmo muy lento en comparación con su apetito voraz de los bonos del Tesoro de Estados Unidos y otras deudas de los países ricos. A partir de marzo de 2016, China tenía poco más de 2% de sus reservas en oro, y la participación de la India fue del 5%. Rusia es realmente el único mercado emergente importante para aumentar sus compras de oro de manera significativa, en gran parte debido a las sanciones occidentales, con participaciones ahora asciende a casi el 15% de las reservas.

Los mercados emergentes mantengan reservas, ya que no tienen el lujo de ser capaz de inflar su manera de salir de una crisis financiera o una crisis de la deuda del gobierno. En pocas palabras, viven en un mundo donde una gran parte de la deuda internacional – y una parte aún mayor del comercio mundial – aún está denominada en moneda dura. Por lo que mantienen reservas de dichas monedas como tope contra una catástrofe financiera y fiscal. Sí, en principio, sería un mundo mucho mejor si los mercados emergentes podrían de alguna manera sus recursos, quizás a través de una instalación de Fondo Monetario Internacional; pero la confianza necesaria para hacer este tipo de trabajo es simplemente un acuerdo aún no existe.

¿Por qué el sistema funciona mejor con una mayor proporción de las reservas de oro? El problema con la situación actual es que los mercados emergentes, como grupo, están compitiendo por los bonos de los países ricos, que está ayudando a reducir las tasas de interés que reciben. Con las tasas de interés cerca de cero pegados, precios de los bonos de los países ricos no pueden caer mucho más de lo que ya tienen, mientras que la oferta de deuda de los países avanzados está limitada por la capacidad fiscal y tolerancia al riesgo.

El oro, a pesar de estar en el suministro de casi fijo, no tiene este problema, ya que no hay límite en su precio. Por otra parte, hay un caso que se hizo que el oro es un activo muy bajo riesgo con una rentabilidad real promedio de deuda comparable a muy corto plazo. Y, ya que el oro es un activo altamente líquido – un criterio clave para un activo de reserva – los bancos centrales pueden permitirse el lujo de mirar más allá de su volatilidad a corto plazo a los rendimientos promedio de más largo plazo.

Es cierto que el oro no paga intereses, y hay costos asociados con el almacenamiento. Sin embargo, estos costos se pueden manejar con relativa eficiencia mediante la celebración de oro en alta mar si es necesario (muchos países tienen oro en la Reserva Federal de Nueva York); y, con el tiempo, el precio puede subir. Es por esta razón que el sistema en su conjunto no puede quedarse sin oro monetario.

No quiero dar la impresión de que al optar por el oro, los mercados emergentes podrían beneficiarse de alguna manera a expensas de las economías avanzadas. Después de todo, la situación actual es que los bancos centrales y los tesoros de economía avanzada tienen mucho más oro que hacen los mercados emergentes, y un cambio sistemático por parte de los mercados emergentes hacer subir su precio. Pero esto no es un problema sistémico; y, de hecho, un aumento en los precios del oro se cerraría parte de la brecha entre la oferta y la demanda de activos seguros que ha surgido más baja debido al límite de cero en las tasas de interés.

Nunca ha habido una razón de peso para los mercados emergentes a comprar en el caso de los países ricos para desmonetizando completamente de oro. Y no hay uno ahora.

khan academyEntablé una conversación con él, y él casualmente mencionó que estaba teniendo problemas para adaptarse a Columbia, debido a su “situación anterior.” Así que lo insté a elaborar.

“Yo nací en Egipto”, dijo. “Trabajé en una granja hasta 3er grado sin educación. Llegué a los EE.UU. por un año, empecé cuarto grado, pero tuve que dejar porque mi padre no podía encontrar trabajo y regresó a Egipto por un año. La primera vez que fui a una escuela real fue de la escuela media, pero todo el colegio estaba en único un salón de clase, y yo estaba trabajando como repartidor para ayudar a la familia. Era ilegal para mí estar trabajando tan joven, pero lo hice. Cuando por fin llegué a la escuela secundaria, mi casa se quemó. Nos mudamos a un refugio de la Cruz Roja, y la única manera en que podíamos vivir allí es si todos trabajamos como voluntarios. Llegué hasta la secundaria por ver cada video en Khan Academy, y enseñandome a mí mismo todo lo que me había perdido durante los últimos nueve años. Con el tiempo entré en el Queens College. Fui allí dos años y ahora pasé a Columbia con una beca proporcionada por la Asociación de Vivienda de Nueva York para las personas que viven en los proyectos. Es intimidante, porque todo el mundo que va a Columbia fue a las mejores escuelas, y han tenido la mejor educación de toda su vida “.

Recursos: khan academy

Fuente: Humans of New York

silver-coins.jpg

moneda de plataDebido a la abrumadora demanda de monedas de plata, los proveedores han detenido temporalmente los nuevos pedidos de las monedas de plata “Maple Leaf” y “Silver Eagle”. El martes la Casa de la Moneda de Estados Unidos anunció que no aceptaría nuevos pedidos para las próximas dos semanas, ya que se quedó sin existencias. La Royal Canadian Mint, el productor de las monedas “Maple Leaf”, no puso un anuncio, pero los grandes almacenes nos han confirmado a nosotros que esas monedas no están disponibles. La “Maple Leaf” es muy popular en los Países Bajos, a causa de la prima relativamente baja en comparación con otras monedas de plata. La moneda de plata de la Filarmónica de Austria está todavía disponible, pero la entrega de estas monedas se ha retrasado por más de una semana.

Casa de la Moneda de Estados Unidos

La Casa de la Moneda de Estados Unidos no está aceptando nuevos pedidos para las próximas dos semanas, después de una fuerte demanda en junio y en los primeros días de julio. El mes pasado, la Casa de la Moneda de Estados Unidos vendió 4.840.000 onzas troy de monedas “Silver Eagle”, el mayor volumen desde enero de este año. También las monedas de oro fueron favorecidos por los inversores y ahorradores, la Casa de Moneda de EE.UU. vio la demanda crecer de 31.000 onzas troy en mayo a 97.000 la onzas troy en junio.

No tenemos cifras de ventas recientes de la Royal Canadian Mint, pero basándonos en nuestras propias fuentes en el negocio minorista holandesa de oro que podemos decir que estas monedas son, con mucho, el más popular y de gran demanda en este momento.

Grecia

Según Paul Croes, comerciante de Hollandgold , la demanda de oro y plata se ha incrementado sustancialmente en el último par de semanas. “Debido a la incertidumbre sobre Grecia y el euro más personas deciden comprar metales preciosos. Debido a la abrumadora demanda, las entregas de monedas y barras se han retrasado. No sólo por las monedas de plata, sino también para los barras de oro Umicore. Estas barras son producidas directamente en la refinería holandesa, donde se funden chatarra de oro en nuevas barras de oro fino 99,99%. La refinería tiene ahora un retraso pedidos de hasta dos-tres semanas y su inventario se ha agotado. Los clientes tienen que esperar dos o tres semanas para obtener estos barras de oro en este momento “.

El precio de la Plata

La demanda de monedas de plata a menudo se eleva después de una caída de los precios. El último par de semanas el precio del metal blanco se ha ido reduciendo, sobre todo el martes. El precio de la plata cayó un 4,5% hasta el nivel más bajo desde septiembre de 2009, estimulando la demanda de inversión para las monedas de plata. La caída del precio contribuyó eventualmente de la decisión de la Casa de la Moneda de Estados Unidos para detener temporalmente la aceptación de nuevas compras de monedas.

Fuente: Market Update

TULIPOMANIA-1-300x200.jpg

La crisis de los tulipanes fue la primera gran burbuja económica de la historia moderna. Ocurrió en un periodo de gran prosperidad en los Países Bajos, que sumado a que las flores se convirtieron en símbolo de ostentación de riqueza, desembocó en una locura compradora  de tulipanes durante varios años, llegando a provocar la primera gran crisis financiera de la historia reciente. Entre estas flores, el tulipán era el mayor exponente de riqueza, gracias a las variaciones inexplicables que surgían en algunos de sus bulbos, resultando bulbos multicolores e irrepetibles.

El exotismo de los bulbos de tulipán provocó una euforia productora y compradora, provocando que los precios de los tulipanes aumentasen exponencialmente. Todo el mundo quería invertir en tulipanes, era un mercado siempre al alza, nadie podía perder. La gente incluso llegó a dejar sus trabajos para dedicarse al cultivo de tulipanes.

Continue reading

rickards

rickardsLa misma fuerza que hizo del dólar la moneda de reserva del mundo ahora está trabajando para destronar al dólar. El 22 de julio de 1944, marcó la conclusión oficial de la Conferencia de Bretton Woods en New Hampshire. Allí, 730 delegados de 44 naciones se reunieron en el Hotel Mount Washington en los últimos días de la Segunda Guerra Mundial para idear un nuevo sistema monetario internacional. Los delegados presentes allí eran muy conscientes de que los errores del sistema monetario internacional después de la Primera Guerra Mundial habían contribuido al estallido de la Segunda Guerra Mundial. Estaban decididos a crear un sistema más estable que evitara guerras comerciales con vecinos y otras disfunciones que pudieran llevar a guerras con armas de nuevo. Fue en Bretton Woods que el dólar se designó oficialmente como la moneda de reserva más importante del mundo, una posición que todavía ocupa en la actualidad. Bajo el sistema de Bretton Woods, las principales monedas tenían una paridad con el dólar. El dólar en sí estaba valorado en 35 dólares la onza de oro. Indirectamente, las otras monedas tenían un valor fijo en oro debido a la paridad del dólar con el oro.

Otras monedas podían devaluarse frente al dólar, y por lo tanto contra el oro, si recibían permiso del Fondo Monetario Internacional (FMI). Sin embargo, el dólar no podía devaluarse, al menos en teoría. Era la piedra angular de todo el sistema, destinado a ser anclado permanentemente al oro. De 1950-1970, el sistema de Bretton Woods funcionó bastante bien. Los socios comerciales de los Estados Unidos que ganaban dólares podían cobrar esos dólares en el Tesoro de Estados Unidos y recibir oro a la paridad establecida.

En 1950, los Estados Unidos tenían alrededor de 20.000 toneladas de oro de reservas. En 1970, esa cantidad se había reducido a cerca de 9.000 toneladas. La disminución de 11.000 toneladas fue debida a que los socios comerciales de Estados Unidos, principalmente Alemania, Francia e Italia, cambiaban sus dólares por oro.

El auge y declive de la libra esterlina como moneda de reserva mundial

La libra esterlina del Reino Unido se había declarado el papel moneda de reserva dominante a partir de 1816, tras el fin de las guerras napoleónicas y la adopción oficial del patrón oro por el Reino Unido. Muchos observadores asumen la conferencia de Bretton Woods de 1944, como el momento en que el dólar estadounidense sustituyó a la libra  esterlina como moneda de reserva líder en el mundo. De hecho, la sustitución de la libra esterlina por el dólar como moneda de reserva líder en el mundo, fue un proceso que tomó 30 años, desde 1914 hasta 1944.

El verdadero punto de inflexión fue el período de julio a noviembre de 1914, cuando un pánico financiero causado por el inicio de la Primera Guerra Mundial llevó a los cierres de las bolsas de valores de Londres y Nueva York y desató una loca carrera alrededor del mundo por obtener oro para satisfacer y financiar obligaciones. En un primer momento, los Estados Unidos no tenían suficiente oro en sus reservas. La Bolsa de Nueva York estaba cerrada, así que los europeos no podían vender las acciones estadounidenses y convertir los ingresos de las ventas en dólares, en oro. Pero a los pocos meses, las exportaciones masivas estadounidenses de algodón y otros productos agrícolas al Reino Unido produjeron enormes excedentes comerciales. El oro comenzó a fluir en sentido contrario, de Europa de nuevo a los bancos de Wall Street de Estados Unidos. Estados Unidos comenzó a hacer enormes préstamos para financiar la guerra para el Reino Unido y Francia. Al final de la Primera Guerra Mundial, los Estados Unidos se habían convertido en un importante país acreedor y una fuente importante de oro. El porcentaje del dólar como moneda de reserva mundial sobre el total de reservas de divisas empezó a elevarse.

El académico Barry Eichengreen ha documentado cómo el dólar y la libra esterlina oscilaron como monedas de reserva mundial los 20 años posteriores a la Primera Guerra Mundial, con una a la cabeza de la otra como moneda de reserva. De hecho, el período comprendido entre 1919-1939 fue realmente uno en el que el mundo tenía dos grandes monedas de reserva, el dólar y la libra esterlina operando una al lado de la otra. Por último, en 1939, Inglaterra suspendió los envíos de oro con el fin de concentrar sus recursos para luchar en la Segunda Guerra Mundial y el papel de la libra esterlina como una reserva de valor confiable disminuyó en gran medida al margen del comercio de las zonas especiales del Reino Unido como Australia, Canadá y otras naciones de la Commonwealth.

La conferencia de Bretton Woods en 1944 no era más que el reconocimiento de un proceso de dominio del dólar como moneda de reserva mundial que se había iniciado en 1914. La importancia del proceso por el cual el dólar reemplazó a la libra esterlina durante un período de 30 años, tiene enormes implicaciones actualmente.

¿El fin del dólar como moneda de reserva mundial? ¿Será el yuan la nueva moneda de reserva mundial?

La pérdida del papel del dólar como moneda de reserva mundial no es necesariamente algo que pasará de un día a otro, sino que es más probable que sea un proceso lento y constante. Los signos de esta tendencia ya son visibles. En el año 2000, los activos en dólares eran alrededor del 70% de las reservas mundiales. Hoy en día, la cifra comparable es de aproximadamente el 62%. Si esta tendencia continúa, se podría ver fácilmente una caída del porcentaje del dólar por debajo del 50% en un futuro no muy lejano. Es igualmente obvio que un importante país acreedor está surgiendo para desafiar a los Estados Unidos. Así como Estados Unidos resurgió para desafiar al Reino Unido en 1914. Ese papel hoy en día lo tiene China. Los Estados Unidos tuvieron entradas de oro físico de 1914 a 1944. China tiene entradas de oro físico hoy. Oficialmente, China informa que cuenta con 1.054 toneladas de oro en sus reservas. Sin embargo, estas cifras fueron actualizadas por última vez en 2009, y China ha adquirido miles de toneladas métricas desde entonces, sin comunicar estas adquisiciones al FMI o al Consejo Mundial del Oro (World Gold Council-WGC). Sobre la base de los datos disponibles de las importaciones y la producción de las minas chinas, es posible estimar que el gobierno chino tiene reservas de oro de 8.500 toneladas métricas. Suponiendo que la mitad de esto es propiedad del gobierno, con la otra mitad en manos privadas, entonces las reservas de oro del gobierno chino real superan las 4.250 toneladas métricas, un incremento de más del 300%. Por supuesto, estas cifras son sólo estimaciones, ya que China opera a través de canales secretos y no informa oficialmente sobre sus reservas de oro excepto en raras ocasiones. La adquisición de oro de China no es el resultado de un patrón oro formal, pero está adquiriendo oro en el mercado en secreto.

Están usando la inteligencia y los recursos militares, las operaciones encubiertas y la manipulación del mercado. Pero el resultado es el mismo. El oro está fluyendo a China hoy en día, así como el oro fluyó a los Estados Unidos antes de Bretton Woods.

Los BRICS son los aliados de China para destronar al dólar como moneda de reserva mundial

China no está sola en sus esfuerzos por lograr la condición de acreedor y adquirir oro. Rusia ha duplicado sus reservas de oro en los últimos cinco años y tiene poca deuda externa. Irán también ha importado grandes cantidades de oro, en su mayoría a través de Turquía y Dubai, aunque no se sabe la cantidad exacta, porque las importaciones de oro iraníes son un secreto de Estado.

Otros países, entre ellos miembros del BRICS (Brasil, India y Sudáfrica), se han unido a Rusia y China para construir instituciones que podrían sustituir a los préstamos del Fondo Monetario Internacional (FMI) y los préstamos para el desarrollo del Banco Mundial. Todos estos países tienen claro su deseo de liberarse del dominio del dólar.

La libra esterlina se enfrentó a un único rival en 1914, el dólar estadounidense. Hoy en día, el dólar se enfrenta a una serie de rivales – China, Rusia, India, Brasil, Sudáfrica, Irán y muchos otros. Además, existe el derecho especial de giro (DEG), que también se podría usar para disminuir el papel del dólar. Los Estados Unidos están poniéndoselo fácil a sus rivales con sus permanentes déficits comerciales, los déficits presupuestarios y una enorme deuda externa. ¿Cuáles son las implicaciones para su cartera?

¿Cuáles son los efectos para una moneda de perder el estatus de moneda de reserva mundial?

Volvamos a la historia: durante los años de gloria de la libra esterlina como moneda de reserva global, el valor de cambio de la libra esterlina era notablemente estable. En 2006, la Cámara de los Comunes británica (House of Commons) produjo un índice de precios de 255 años para la libra esterlina que abarcó el período 1750-2005. El índice tuvo un valor de 5,1 en 1751. Hubo fluctuaciones debidas a las guerras napoleónicas y la Primera Guerra Mundial, pero incluso en una  fecha tan tardía como 1934, el índice fue de sólo 15,8, lo que significa que los precios sólo se habían triplicado en 185 años. Pero una vez que la libra perdió su ventaja de papel moneda de reserva por el dólar, la inflación explotó. El índice alcanzó el 757,3 en 2005. En otras palabras, durante los 255 años del índice, los precios se incrementaron en un 200% en los primeros 185 años, mientras la libra esterlina fue la moneda de reserva mundial, y subieron un 5.000% en los 70 años que siguieron.

La estabilidad de precios parece ser la norma para el dinero con la condición de moneda de reserva, pero una vez que se pierde esa condición de moneda de reserva mundial, la inflación es lo que sigue. La caída del dólar como moneda de reserva se inició en el año 2000 con la llegada del euro, y se aceleró en 2010 con el comienzo de una nueva guerra de divisas. Este descenso está siendo amplificado por el surgimiento de China como un importante acreedor y sus reservas de oro. Por no hablar de las acciones de una nueva alianza anti-dólar que consiste en el BRICS, Irán y otros. Si la historia es una guía, la inflación de los precios en dólares estadounidenses que vendrá después tendrá que ser alta.

En 1925 poema The Hollow Men, de TS Eliot dice: “Ésta es la manera en que el mundo se acaba / No con una explosión, sino con un gemido.” Aquellos que  esperan un colapso repentino, espontáneo del dólar, seguramente se equivoquen. El colapso del dólar ya ha comenzado. El tiempo para adquirir el seguro contra la inflación es ahora.

Fuente: Daily Recknocking

calidad institucional

Según el Indice de Calidad Institucional 2015, presentado ayer por la Fundación Libertad y Progreso vía Agrositio.com; la Argentina está peor que Líbano, Rusia y Uganda en calidad de instituciones, ocupando el lugar 137 en una lista de 193.

La Argentina es el pais del mundo que mas calidad institucional perdio en los ultimos 10 anos

Informe Completo:

Indice de Calidad Institucional 2015
Institutional Quality Index 2015

En 2015, la Argentina alcanzó otro récord para el olvido: es el país que más cayó en los últimos diez años en el Indice de Calidad Institucional que elabora la Fundación Libertad y Progreso desde 2007, llegando al puesto 137 de 193 países medidos. En el ranking de este año Argentina cayó más en calidad institucional respecto a 2014 que países como China, Uganda y Líbano, y se ubicó, en cuanto a deterioro de sus instituciones registrado en el último año, en posiciones cercanas a Mozambique, Ucrania y Gabón. Los resultados completos de este Indice y la comparación del desempeño argentino desde 1996 podrá verse hoy, miércoles 22 de abril, desde las 17 vía Agrositio.com.

calidad institucionalEl Indice de Calidad Institucional, elaborado por el académico Martín Krause para la Fundación Libertad y Progreso, cuenta con el apoyo de la Fundación Naumann y Relial. El Indice se calcula tomando ocho indicadores elaborados por organismos internacionales y promediándolos (los índices internacionales “Vigencia del estado de derecho”, “Voz y Rendición de Cuentas”, “Libertad de Prensa” y “Percepción de Corrupción”, “Competitividad Global”, “Libertad Económica” (Heritage), “Libertad Económica” (Fraser) y “Haciendo Negocios” (Doing Busisness, del Banco Mundial).

Ademas, de acuerdo a este Indice, Argentina es uno de los países que más calidad institucional perdió desde 1996, cayendo 93 puestos. Le acompañan en la caída Bolivia (cayó 99 puestos en calidad institucional), Seychelles (cayó 94), Ecuador (cayó 81), Venezuela (cayó 75), Zimbabwe (cayó 72), Mali (cayó 62), Paraguay (cayó 61) y Madagascar (cayó 60 puestos).

En tanto, entre los países líderes en cuanto a sus instituciones políticas y de mercado, lideran la tabla Suiza, Nueva Zelanda, Finlandia y Dinamarca. Aún en los países que estaban bajo la Cortina de Hierro hasta 1989 la mejora es destacable en la mayoría de los casos en los últimos años. Así, entre los que más han mejorado su calidad institucional en los últimos veinte años se pueden destacar a Georgia (subió 81 lugares en calidad institucional), Rumania (trepó 49), Croacia (trepó 45), Bulgaria (trepó 40), Lituania (trepó 37), Armenia (subió 34), Letonia (subió 29), Albania (subió 26) y Bosnia Herzegovina (subió 25). Rusia, por otro lado, no ha registrado mejoras. Lo había hecho luego de la caída del régimen comunista pero desde 1996 retrocedió 18 posiciones. Finalmente Ruanda, un país que supo sufrir fuertes conflictos, logró escalar 60 posiciones en este ranking desde 2006.

En lo que se refiere al continente americano, las principales mejoras desde 1996 corresponden a Perú (subió 20 lugares en el Índice), Colombia (creció 15 puestos) y Brasil (creció 5) y los peores desempeños a Bolivia (descendió 99 puestos), Argentina (descendió 93), Ecuador (cayó 81), Venezuela (cayó 75), Paraguay (bajó 61 lugares) y Honduras (cayó 54). “Estos resultados señalan las consecuencias de las reformas de estilo socialismo bolivariano que en mayor o menor medida se implementaron a partir de este siglo en algunos de los países de peor desempeño”, destacó Krause.

Por otro lado, desde 2006, las principales mejoras de la región corresponden a Perú (subió 10 puestos), Uruguay (subió 8), Costa Rica (trepó 7), Colombia, Canadá y Paraguay (treparon 2 lugares cada uno). Esto señala el continuo avance de Perú, algo menos intenso en el caso de Colombia y un cambio de tendencia en Uruguay, Costa Rica y Paraguay. Estas serían las buenas noticias en la región. Los peores desempeños desde 2006 corresponden, además de Argentina, a Bolivia (que cayó 36 lugares), Belice (cayó 35), Surinam (cayó 34), Venezuela (descendió 31), Ecuador (bajó 29), El Salvador (cayó 28). “Comparando el desempeño desde 1996 que se mencionan más arriba, con éstos, se desprende que Argentina aceleró su deterioro relativo en los últimos años en relación al resto”, explicó Krause.

Índice de Calidad Institucional 2014

Martin Krause – Índice de Calidad Institucional 2014